Archivo de la categoría: Reflexiones

Cinco productos que parecen saludables, pero no. Volumen 3.

¡CHO-CO-LA-TE! ¿Qué mejor manera de retomar mis andanzas por el blog? ¡Hablemos del chocolate!!! En esta entrada voy a centrarme en cinco productos concretos que lo incluyen y que la industria alimentaria ha intentado colar en nuestras cestas de la compra. ¡En muchas ocasiones con éxito! Que para eso cobran los publicistas.

Sloth_chocolate_goonies_cometeunapera_chocolatesinazucar

Sigue leyendo Cinco productos que parecen saludables, pero no. Volumen 3.

[Receta] Salteado de judías verdes, rejo y patata al pimentón.

¡Es tan sencilla que me da “cosica” compartirla! Descubrí la receta hace unos meses comiendo de menú y me pareció una buena combinación que se conoce más bien poco, al menos en mi entorno. La comparto por dos motivos:

  1. Cuando un dietista te dice “come verdura” te está diciendo “como alimentos vegetales” y en ellos entran muchas cosas, a parte de las típicas vainas con patatas hervidas. ¿Qué alimentos son esos? Tomate, zanahoria, calabacín, espárrago, alcachofa, berenjena, champiñón, setas varias, espinacas, acelgas, lechuga, escarola, endivia, remolacha, brócoli, coliflor… ¡Verdura!
  2. Vale, has optado por las vainas. ¿Por qué cocidas? ¿Por qué esa receta sosa, aburrida y deprimente? ¡Dale un toque! Tienes que comer bien durante toda tu vida, ¿no es mejor disfrutar en el camino? Saltea, hornea, aliña, combina con otras verduras, con pescados, carnes, cereales, frutos secos. Busca la opción saludable pero no la opción “¿cuándo acaba esto?”, porque entonces jamás disfrutarás de los vegetales.
vainas-con-patatas-668x400x80xx
A mi, como diría Enrique Iglesias, esto no me gusta…

Y dicho esto, voy con la receta, que es de lo más fácil y podréis variar en función de los alimentos disponibles o de vuestras preferencias:

Ingredientes para dos raciones:

  • 300 gramos de judías verdes (vainas). Puedes usarla plana o francesa.
  • 200 gramos de patata.
  • 300 gramos de rejo o pulpo si estás espléndid@. Ambos los venden cocidos por si te apetece saltarte el paso de hervirlo. ¡Que ha sido mi caso!
  • Sal, aceite de oliva virgen extra, pimentón de la Vera.
  • 1 diente de ajo.

13407258_1142223062488016_9014714828753961125_n

Modus operandi:

  • Puedes cocinar las vainas al vapor o bien hervirlas, en este caso yo opté por lo segundo, junto a las patatas. Si te gusta más “crunchy” puedes cocinar las vainas al vapor y las patatas al microondas.
  • Pon agua a hervir. Mientras tanto limpia y prepara las vainas. En el caso de usar judía plana, te aconsejo en cortarla en dos mitades, ¡queda más fina!
  • Corta la patata en gajos, daditos o como más te apetezca, no muy pequeños.
  • Cuando rompa el agua a hervir añade la sal, las vainas y las patatas.
  • Hierve a fuego medio unos 30-45 minutos, ¡ves controlando tú mism@! Hay quien prefiere las vainas al dente y hay quien las prefiere blanditas.
  • Mientras tanto saca de la nevera el rejo y corta en láminas, deja fuera de la nevera para que se vaya atemperando.
  • Cuando estén hechas las vainas retira del fuego y deja en un colador escurriendo.
  • ¡Hora de saltear! Pon en una sartén un chorro de AOVE y el ajo picado, cuando esté dorado añade las vainas con patatas, saltea un minuto y añade el rejo, saltea otro poco hasta que el rejo tome temperatura.
  • Emplata y espolverea cada plato con un poco de sal gorda y pimentón de la Vera.

¡Buen provecho!